sábado, 12 de diciembre de 2015

Ciudadanos ¿Partido de la ciudadanía? II



DESCARGAR

5. LA AMENAZA FANTASMA

Como acabamos de ver, la tesis de que los dueños del Estado disponen de los oportunos mecanismos correctores para que éste no deje de ser suyo, no parece del todo descabellada. No obstante, merced a estos mecanismos correctores la cosa parecía ir viento en popa.

El mecanismo bipartidista diseñado para la segunda restauración seguía funcionando. Los españoles se cansaban de unos, votaban a otros y encajaban razonablemente bien las reformas y el trasvase de capitales públicos a manos privadas.  La indignación no parecía dar ningún fruto concreto: Llamamientos a la sublevación como la convocatoria para rodear el Congreso el 25 de septiembre fueron fácilmente acallados mediante la represióny la propaganda , y  las secuelas de esta protesta  (Asedia el Congreso, el 25 de abril de 2013 y  Jaque al rey,  el 28 de septiembre de ese mismo año) fueron cada vez menos numerosas.

El Estado en manos del PP de Bárcenas parecía estar a buen recaudo y las grandes fortunas y de los señores de la bolsa no tenían una necesidad manifiesta de buscar nuevos partidos que salvaguardasen sus intereses. Sin embargo una amenaza comenzó a perfilarse en el horizonte tras las elecciones europeas de mayo de 2014: El fantasma del comunismo volvía a recorrer Europa.

Aquella noche Podemos, un partido  a la izquierda del PSOE,   fundado solo cuatro meses antes, conseguía convertirse en el cuarto partido más votado con cerca del 8% de los votos y con 5 de los 54 diputados al parlamento europeo. El PP había ganado las elecciones, sí, pero había perdido 4 millones de votos con respecto a las últimas generales.

El ascenso de Podemos fue meteórico durante los siguientes meses. En la encuesta del CIS de agostosuperaba en intención de voto directo al PSOE. Y en la de enero de 2015 superaba ya al PP. Las intervenciones de su líder se convertían en records de audiencia no solo los programas de entretenimiento,  sino también los informativos, e incluso medios internacionales de la talla del New York Times le dedicaban su portadainternacional .

La cosa estaba yendo demasiado lejos porque Pablo Iglesias arremetía en estas intervenciones tan ampliamente seguidas contra los privilegios de la casta, hablaba de nacionalizaciones, de poner fin a rescates bancarios, de reformar el sector eléctrico para iniciar la transición hacia las renovables y de poner el Estado al servicio de losciudadanos.  Había que hacer algo. Los dueños de España no iban a permitir que nadie se la arrebatase.

6. REANIMANDO AL MORIBUNDO

Los resultados de las europeas habían puesto de manifiesto que no bastaba con el PP para asegurar la continuidad del régimen, de ahí que en un primer momento los amos de España viesen la necesidad de reanimar al mismo PSOE al que habían cortado el oxígeno, por si al final volvía a ser necesario montar un gobierno de concentración al estilo de los llevados a cabo en Italia y Grecia. 

Sin embargo esta idea tenía dos inconvenientes: La adhesión del PSOE al pacto era incierta, máxime hallándose éste en medio de una renovación. Y además, tampoco garantizaba que, si las cosas se ponían peor, fuese suficiente. Era necesario algo distinto. Había que crear “una especie de Podemos dederechas…un Podemos orientado a la iniciativa privada y a la posibilidad deldesarrollo del País   dicho en palabras de Josep Oliu, presidente el Banco de Sabadell y del patronato y de la comisión ejecutiva de FEDEA. 

¿Y por qué no? Ya lo dijo Wittgenstein  en apartado 3.02 del Tractatus: Lo que puede pensarse también puede hacerse. Y sobre todo si controlas la financiación y los medios de comunicación. Entonces ya solo es cuestión de ponerse manos a la obra, de buscar las piezas, ajustarlas e ir dándoles forma.


7. FRANKESTEIN 2.0

Viendo que el bipartidismo podía no resultar operativo o no ser suficiente, lo idóneo era montar una plataforma alternativa a éste, y los que más pedigrí tenían en este terrero eran UPyD y Ciudadanos. ¿Por qué no juntarlos? Las propuestas económicas de UPyD y Ciudadanos eran semejantes. De hecho Luis Garicano, antes de entrar a formar parte del equipo económico de Ciudadanos asesoró al de UPyD.

El 19 de agosto de 2014 El Mundocedía dos páginas a Francisco Sosa Wagner, eurodiputado de UPyD, para que desde ellas intentara convencer a los militantes de ese partido de la necesidad de unirse a Ciudadanos,   la única manera deno verse reducidos a la irrelevancia, según Garicano.  Las negociaciones para la fusión no llegarona buen puerto , si es que es eso lo que se pretendía, pero desgarraron a UPyD que vio como muchos de sus militantes se pasaban a Ciudadanos  y como las puertas de los medios decomunicación se le iban a cerrar de ahí en adelante.
Arrinconada la posibilidad de UPyD, aunque extraídos muchos de sus órganos vitales, la plataforma que Ciudadanos ofrecía parecía la idónea para montar sobre ella la nueva estrategia. Ciudadanos era un Frankenstein hecho de remiendos de distintos partidos que bien podía hacerse pasar por el nuevo centro. Además, no era la primera vez que Albert Rivera ofreciera el partido a millonarios para que hiciesen de él el ariete de su lucha: en las elecciones europeas de 2009 había cedido las siglas de su partido a la plataforma Libertas, promovida por el multimillonario irlandés Declan Ganley, a cambio de conseguir financiación y visibilidad en los medios, sobre todo en Intereconomía.


8. FEDEA CONNECTION

Ya tenemos la plataforma sobre las que se van a montar las piezas. Ahora toca ver cómo se encajan éstas,  como se llevó a cabo ese acoplamiento entre los deseos de los señores de la bolsa y un partido minoritario que, conviene no olvidarlo, en aquel momento, casi una década después de su fundación,  solo contaba con el 7,58 % de los votos en el parlamento de Cataluña y el 3,16 % en el resto de España, habida cuenta de los resultados de las europeas.

Pues bien, en este encaje juegan un papel fundamental FEDEA y un hombre íntimamente relacionado con ésta: Luis Garicano. Echemos un vistazo al desarrollo de los acontecimientos

El 31 de mayo de 2012, Luis Garicano publicó, junto con Jesús Fernández-Villaverde y Tano Santos, también investigadores a sueldo de FEDEA, un artículo en El País titulado La España delos 50, donde llamaban a establecer un gobierno tecnocrático de concentración al estilo de los de Italia o Grecia:

Necesitamos urgentemente un nuevo gobierno, con apoyo de todos los partidos mayoritarios y de nuestros expresidentes, compuesto por políticos competentes y técnicos intachables con amplios conocimientos de su cartera.

            El artículo no sentó muy bien en Moncloa, según el propio Garicano cuenta, y desde ese momento no pararían de sucederse las presiones, que le llevarían en marzo de 2014 a abandonar FEDEA . Quizá sea cierto. Pero quizá es que el propio Oliu, que siempre le había mostrado “su apoyo e interés por la economía académica”, tenía para él otras miras: Ponerlo al frente del proyecto económico de su Podemos de derechas. Pero para eso, claro está, había que intentar borrar un poco la pista que le vinculaba a las grandes empresas españolas, y empezar a labrarle ese perfil de economista independiente azote del poder.
            
            La cosa no iba a ser difícil porque, como homos dicho los grandes de España cuentan con poderosos altavoces propios (Telefónica, Caixabank y Santander sonaccionistas de referencia en PRISA; PRISA a su vez es accionista de MediasetEspaña; y por si faltase alguien el Banco de Sabadell cuenta entre sus principales accionistas a la familia Lara, dueña del Grupo Planeta) y con medios suficientes para contar con los ajenos (La asfixia económica de los grupos de comunicación les vuelve vulnerables a sus requerimientos, como puso de manifiesto en un reportaje el New York Times).  Así las cosas, quién habría de negarse a ceder una tribuna a los chicos de Ciudadanos a cambio de publicidad,  como señalaba Federico Castaño en Vozpopuli:

En el Ejecutivo se tiene constancia de que la sobreexposición de Albert Rivera en algunas cadenas privadas de televisión obedece, en parte, a la obtención de contratos publicitarios con algunas de las grandes empresas, “una forma indirecta de financiar una opción política a través de cauces perfectamente legales”, refieren las fuentes. 


9. DE LUIS GARICANO III, EL SANTO...

            Vamos a tomar a Luis Garicano como ejemplo de ese retoque fotográfico mediático constante que se ha llevado a cabo con la figura de los chicos de Ciudadanos; un retoque que ha llegado a convertirlos casi en figuras beatíficas.

            El 10 de febrero de este año, justo una semana antes de que Ciudadanos presentaraese programa económico del que Garicano era el principal artífice , el diario El Mundo, publicó un perfil de éste economista en unos términos similares a los de las vidas de santos . Comenzaba la cosa hablando de su dura infancia:

            A comienzos de la década de 1970, una intensa nevada en el día de Reyes cambió la vida de Luis Garicano Gabilondo (Valladolid, 1967). La familia viajaba entre Oviedo y Valladolid cuando un 'dogde dart' derrapó en el hielo de la carretera y los embistió. Luis, su madre y su hermana pequeña salieron indemnes, pero su padre falleció.

            Garicano nunca habla de este episodio. Ni siquiera se inmuta cuando el periodista se lo narra intentando descubrir alguna reacción emocional. Pero este hecho, el haber perdido a su padre a tan temprana edad, ha creado una relación indestructible entre él y su madre, Ana Gabilondo, la cual cumplió la proeza de sacar adelante en solitario a Garicano y a su hermana hasta verlos convertidos en profesionales de gran prestigio en sus respectivas áreas (su hermana trabaja en una multinacional farmacéutica) […]


            Seguía hablando de sus denodados esfuerzos por progresar:

            Quizá por su propia experiencia es que Garicano sitúa insistentemente la educación como el principal factor económico del éxito personal. Muchos de sus estudios van encaminados a demostrar que los que más estudian tienen mejores empleos, se van menos al paro y prosperan en la vida […]

            Y acababa emparentándole intelectualmente con uno de los intelectuales que patrocinaron el advenimiento de la II República:


En la actualidad hay quienes le sitúan emparentado ideológicamente con el regeneracionismo de Ortega y Gasset.

            En esa hagiografía olvidaban decir que, además del esfuerzo y la abnegación, también le ayudó a salir adelante el hecho de que la suya fuese una familia de bien, de las que ganaron la guerra. Su padre, Luis Garicano Torón, era hijo de LuisGaricano Goñi, hermano Tomás Garicano Goñi, ministro de la gobernación conFranco. El mismo que tras su salida del consejo de ministros entró, a través de una de esas puertas giratorias que todavía  perduran, como consejero a la empresa papelera Sarrió, de la que llegaría a ser vicepresidente.

Tampoco mencionaba nada de su colaboración con FAES, en cuyo campus participó en 2013 , no vaya a ser que se distorsionase ese perfil suyo de reformista orteguiano moderado y la gente empezase a ver en él un ultra a la derecha de Rajoy.


10. ...A LUIS “CANDELAS” GARICANO

            Como no podía ser menos, el diario El País también le cedió sus páginas, y desde marzo de 2015 lo incluyó en su suplemento económico dominical, en una tribuna denominada Laboratorio de Ideas, desde la que Garicano, con ese tono distendido y cordial con el que el Monstruo de las Galletas nos enseñó a contar, se daba a conocer entre el gran público.

            También recientemente este diario le hizo una entrevista, en la que le presentan como un “novato en política”, a pesar de haber formado parte del comité de expertos elegido por el PP para reformar el sistema de pensiones, de ser elegido por Wert para reformar las universidades y de haber sonado en algunas quinielas como ministro de economía.

            El titular de la entrevista era toda una declaración de intenciones: “En España, la defensa de la competencia es sumisa al Ibex 35”.  Y venía acompañado de otras perlas que todavía le hacía parecer muchísimo más independiente, casi hasta un rebelde. Así afirmaba que en Ciudadanos "vamos a gastar cero en subvención a empresarios".  E incluso se animaba a hacer la prueba del nueve con esa vena subversiva suya, para que la gente viese que realmente salía la cuenta:

“Es fácil demostrar que no vamos a defender al Ibex 35. He escrito artículos con fuertes críticas a César Alierta, presidente de Telefónica, por uso de información privilegiada, y contra otros presidentes del Ibex o contra los excesos de las cajas de ahorros”.
           
            ¡Qué tío! Más que Luis Garicano parecía Luis Candelas,  luchando sin tregua contra los ricos. Lástima que El País también se entregase al olvido y no mencionase el hecho de que nuestro Luis había estado cobrando por ser vocal del consejo de administraciónde Liberbank desde 2012, justo cuando  este banco estaba siendo recapitalizado por Bruselas a costa de reducir sus plantillas.

            Pues bien, si de un tipo de talante gris y pasado oscuro habían conseguido hacer un resplandeciente académico independiente,  qué no podrían hacer de ese chavalote apuesto y risueño que era líder de Ciudadanos. De eso hablaré el próximo día. Además, también haremos la prueba del nueve al programa económico de Ciudadanos, a ver cuán independiente es de los deseos del mundo empresarial.  Les espero.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada